Madrid da la bienvenida a un nuevo restaurante árabe que desde hace unos meses ofrece lo mejor de la gastronomía libanesa, cuya cocina hunde sus raíces en la antigua cocina oriental que comparten Siria, Jordania y El Líbano, países gastronómicamente hermanos. Se trata del restaurante “El Río Jordán”, que marca las fronteras entre todos estos territorios con Israel y Palestina.

Restaurante libanés El Río Jordán de Madrid

Fue en abril de 2016 cuando Ali, un jordano afincado en España desde hace más de quince años dio el pasado adelante que tanto ansiaba. En todos estos años siempre quiso tener su propio restaurante, pues ha estado ligado a la la hostelería desde que llegó a Madrid. Y pese a que este local es eminentemente libanés, no se cierra a otras propuestas culinarias árabes. De esta forma, incluye platos marroquíes como el cus-cus o el tajín. También clásicos de la cocina egipcia como los pinchos de ternera, cordero y pollo.

Las delicias libanesas de El Río Jordán

El Río Jordán está situado en el barrio de Lista, cerca del metro de Diego de León, en pleno distrito Salamanca. Se trata de una zona que hasta el momento carecía de la presencia de restaurantes árabes más allá del genial Shukran. Ahora, la oferta se amplía y de qué manera. “Todo es comida casera cocinada por mujeres jordanas con ingredientes tradicionales y auténticos de la zona”, explica Ali.

Restaurante libanés El Río Jordán de Madrid

Y es fabulosa. No porque lo diga yo, que también, sino por las opiniones que figuran en las webs especializadas de restaurantes de la capital. Fundamentalmente españoles que ya han tenido un contacto con esta gastronomía. Y claro está, ansían repetir esas mismas sensaciones que les cautivaron la primera vez.

Por el momento funciona solo como restaurante. Pero debido a que abrió apenas hace unos meses, todavía falta por rematar algo la decoración. Será árabe por supuesto. Y añadir el espacio dedicado a la tetería, un concepto poco visto en el barrio de Salamanca.

Restaurante libanés El Río Jordán de Madrid

Hablemos de su comida. Fuimos dos personas y salimos más que satisfechos. De primero tomamos Fatay, que son empanadillas rellanas de espinacas al limón. También Muhamara, una crema de pimientos picantes con nueces. Deliciosa. Como segundos optamos por Jaruf Mahchi (arriba), cordero deshuesado relleno de arroz. Y cerramos con un Shish Kebab (abajo), brocheta de cordero a la brasa con arroz basmati y un salsa parecida a ali oli.

Menús degustación con platos de varias cocinas árabes

De postre Muhalabie (última), que son natillas al estilo sirio, y Aish al-saraya, un puding con miel,nata y almendras. No te puedes ir sin tomar el célebre té a la menta. Todo ello por 40 euros, 20 por persona, gracias a una promoción que tiene El Tenedor de descuento de 50% en la cuenta final. Una oportunidad que no se puede desperdiciar. Por cierto, aquí sí se vende alcohol, no como en otros árabes de la ciudad.

Shisk Kebab en el restaurante libanés El Río Jordán de Madrid

Al margen de la carta, existen varios menú degustación. Uno por 29 euros y otro por 35 euros, ambos con la bebida aparte. Incluyen siete entrantes, dos segundos, y un combinado de tres postres. La diferencia del segundo con el primero es que se puede repetir siempre!.

Sea cual sea la elección, las especialidades libanesas de El Rio Jordan cumplirán con el más exigente comensal. Solo hay que atreverse a probar los platos que más desconocemos. El riesgo merece la pena, la respuesta estará a la altura.

Muhalabie en el restaurante libanés El Río Jordán de Madrid

Calle del General Oraá 69

Barrio de Lista (Distrito de Salamanca)

Metro: Diego de León

Bus: 72, 73, 26 y 56

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *